[Libro] Mi lucha

Mein Kampf (Mi Lucha)
Adolf Hitler (Imperio Austrohúngaro, 1889-1945)
1925

Cómo resultado de un fallido golpe de Estado, Adolf Hitler tuvo que ir a la prisión de Landsberg en donde escribió su obra autobiográfica y divulgativa Mi Lucha.

El libro se desarrolla en esos dos sentidos: por un lado da algunas claves biográficas de este nefasto líder (que ayudan a comprender su exacerbado nacionalismo y antisemitismo) y por otro muestra como fue conformando su "ideología", tomando y distorsionando ideologías ya conocidas (como la del "superhombre" de F. Nietzsche). De lo mucho que se dice de Hitler, este es material de primera mano para conocer verdaderamente -aunque solo un poco- su pensamiento.

Se debe tener en cuenta que este libro fue publicado antes de la Segunda Guerra mundial, antes del Holocausto judío; y no muestra la totalidad de los hechos. Para el momento de la ascención del Partido Nacionalsocialista Obrero Alemán (Partido Nazi) y la llegada del autoproclamado Tercer Reich el libro ganó popularidad y se convirtió en el catecismo del nacional socialismo.

Antes de terminar con una frase de Hitler presente en esta obra un comentario que nunca sale sobrando: No a la xenofobia. No a la discriminación. No a la violencia.

"Una acción social no puede exigir el tributo de la gratitud porque ella no prodiga mercedes, sino que está destinada a restituir derechos".

2 comentarios:

andrés dijo...

Es increible como un solo hombre puede influenciar a tantos y ya sea brindar cambios positivos o, llevarlos a la locura, por caminos prohibidos.

Este post lo podes relacionar perfectamente con el ultimo que sacaste, se trata de sentido comun y responsabilidad. De usar nuestra mente y tomar nuestras propias desiciones y saber que tanto dejar influenciarnos y de quien.

Buena nota

Mario dijo...

andrés: Cuando esta influencia es para llevar a la humanidad al progreso es digno de pornerse de pie, aplaudir y elevar un monumento; pero, cuando esta influencia es para destruir es totalmente deplorable. Y concuerdo, es cuestión de saber que tanto dejar influenciarnos y de parte quién...
Gracias por comentar...